Lucy Ewans

12 Feb

Dueño: Gaia | Imagen: Britney Spears | Edad: 18 años | Curso: 3º Letras.

Lucy Ewans nació el 02 de Diciembre de 1990 en Kentwood, Louisiana. Hija de Linda Stevenson, abogada, y James Ewans, un alto cargo militar.

Cuanto contaba 10 años su madre murió en un accidente de tráfico dejándolos solos a ella y a su padre. Al estar sólo el uno para el otro, Lucy se convirtió en el centro del mundo para su padre, su niña, su princesa. Al menos así fue hasta que James conoció a Samantha Brown. A Lucy nunca le gustó esa mujer y mucho menos su hijo, Armand, por lo que el mundo se le cayó encima cuando a sus 15 años su padre decidió casarse con ella.

Lucy, que era una niña caprichosa y egoísta, buscó una manera de romper esa relación y no encontró mejor manera que seducir a su hermanastro con la intención de que su padre los descubriera y pidiese el divorcio. Sin embargo, Lucy acabó enamorándose de Armand verdaderamente, complicando de ese modo las cosas. Fue así como empezó una relación enfermiza con Armand que sólo pretendía aprovecharse de ella. Por él comenzó a tomar todo tipo de drogas y al poco se convirtió en una adicta. Su padre no tardo mucho en darse cuenta de lo que pasaba y desesperado metió a Lucy en un centro de desintoxicación para alejarla de las drogas y de Armand.

A los 17 años, ya totalmente recuperada de su adicción a las drogas, Lucy se matriculó en Saint Patrick. Fue allí donde conoció a Remy Audoux, el amor de su vida. En un principio su relación era perfecta pero numerosos problemas (ex-novias de Remy o la aparición de Armand dispuesto a hacer la vida imposible a Lucy) complicaron la relación. Con ésta pendiente de un hilo, Lucy volvió a ser golpeada por otra tragedia. Esta vez la muerte de su padre por un infarto. Confusa, y sintiendo que Remy no la apoyaba todo lo que necesitaba, rompió definitivamente su relación con él antes de regresar a Louisiana por una temporada.

Su regreso al internado acabó con la tranquilidad que había disfrutado en su ciudad natal. Armand seguía intentando destrozarle la vida mientras que Remy parecía ignorarla. Ella, arrepentida, intentó recuperarlo varias veces sin éxito. Sin embargo los problemas no habían hecho más que empezar en la vida de Lucy.

El día de la graduación del último curso, Lucy descubrió que Jasper – el párroco del internado – tenía planeado hacer explotar el colegio, aun así, no puedo hacer nada para evitar la explosión pues Jasper la dejó inconsciente dentro del edificio que tenía pensado hacer estallar. Fue Remy quien le salvó la vida sacrificando la suya entre las llamas del edificio o eso es lo que creyó Lucy durante mucho tiempo.

Tras un verano acudiendo a psiquiatras para superar el trauma que el atentado le había provocado regresó a Saint Patrick creyéndose recuperada cuando no era así. Lucy recayó en la profunda depresión que padecía y por sugerencia de su prima Elizabeth encontró la solución en sus antiguas amigas, las drogas. Tras enemistarse con sus amigos de siempre y separarse de los únicos que se preocupaban por ella, comenzó a perder el norte: consumo excesivo de drogas y alcohol, sexo con desconocidos… Lucy tocó fondo la noche de fin de Año cuando en medio de la fiesta creyó ver a Remy. Todo el mundo la tachó de loca y ella misma decidió dejar la vida que estaba llevando y volver a tratamiento psiquiátrico pero la vida le guardaba más sorpresas. En una de las numerosas fiestas que se organizaban, Clark Bauer – uno de los que la había tachado de loca – le aseguró que él también había visto a Remy. En ese momento Lucy solo tuvo una cosa en la cabeza descubrir si Remy había muerto realmente o como sospechaba él seguía vivo.

Consiguió recuperar la amistad de Nancy – la hermana menor de Remy – y la de Elle, convenciéndolas de que debían buscar a Remy. Dispuestas a descubrir la verdad intentaron sonsacar algo a Henri – el hermano mayor de Remy – pero no encontraron más que negativas. Sabiendo que tendrían que buscar respuestas sin ayuda concluyeron organizar una fiesta en casa de Nancy para que Henri abandonase la casa y poder investigar libremente. Buscaron lo que encontraban y con creces, cuando estaban en el sótano descubrieron unos archivos médicos que confirmaban que Remy seguía vivo pero alguien las sorprendió. Ese alguien resultó ser Remy que de nuevo intentaba salvarles la vida.

La casa de los Audoux fue tomada por un grupo de terroristas justo cuando ellos huían del sótano por unos pasadizos secretos. Esos terroristas resultaron ser templarios en busca del Santo grial.

Ahora, dentro de una casa tomada por terroristas, Lucy y los demás son los únicos que pueden salvar a los rehenes de la antigua organización.

Sin quererlo ni esperarlo Lucy está inmersa en un problema que no ha visto venir y que, sin duda, no ha hecho más que empezar.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: